Monthly Archives: March 2014

El poder de la naturaleza.

Acurrucada en aquel árbol, observando desde lo lejos un gran trozo de madera, inerte, sin vida aparente, pero con la experiencia de haber sido parte de un gran tronco que muy posiblemente fuera milenario, así estaba Laural , una joven que cansada del ruido de la gran ciudad se escapaba al silencio del campo , a escuchar como el viento susurraba entre las hojas y la hierba y ver como su perro jugaba persiguiendo a los

El poder de la naturaleza.

Acurrucada en aquel árbol, observando desde lo lejos un gran trozo de madera, inerte, sin vida aparente, pero con la experiencia de haber sido parte de un gran tronco que muy posiblemente fuera milenario, así estaba Laural , una joven que cansada del ruido de la gran ciudad se escapaba al silencio del campo , a escuchar como el viento susurraba entre las hojas y la hierba y ver como su perro jugaba persiguiendo a los

La sombra.

Algo me inquieta, no puedo dormir, he deshecho la cama varias veces enrollando mi cuerpo en ella como si deseara hacer de las sábanas mi segunda piel. El sudor empapa mi cuerpo y aunque intento cerrar los ojos, noto como

La sombra.

Algo me inquieta, no puedo dormir, he deshecho la cama varias veces enrollando mi cuerpo en ella como si deseara hacer de las sábanas mi segunda piel. El sudor empapa mi cuerpo y aunque intento cerrar los ojos, noto como

Tras el espejo de los sueños.

Suave, asi sentía Celia la superficie de aquel espejo en el que cada mañana se miraba al despertarse. Con sus finas manos acariciaba la superficie del mismo deseando entrar en el, imaginando que sentir al otro lado. No la importaba

Tras el espejo de los sueños.

Suave, asi sentía Celia la superficie de aquel espejo en el que cada mañana se miraba al despertarse. Con sus finas manos acariciaba la superficie del mismo deseando entrar en el, imaginando que sentir al otro lado. No la importaba

Vivir un sueño.

No quería despertar de aquel profundo sueño que la sumia en una maravillosa nube donde todo era perfecto. Aun dormida se podía ver su sonrisa dibujada en aquella cara tan bonita, era como si estuviera hablando desde el otro lado,

Vivir un sueño.

No quería despertar de aquel profundo sueño que la sumia en una maravillosa nube donde todo era perfecto. Aun dormida se podía ver su sonrisa dibujada en aquella cara tan bonita, era como si estuviera hablando desde el otro lado,